12/13 octubre

calendarioMBww

 

 

 

 

×

Advertencia

JUser: :_load: No se ha podido cargar al usuario con 'ID': 593
Equipos Masculinos

Equipos Masculinos (265)

Antes de empezar un auto-tirón de orejas para el entrenador del Campillo Palmera que ha dejado aplazado el modo periodista durante un tiempo, este 2015 será diferente.

Nuestros chicos del Molina Basket Campillo Palmera cumplieron en un partido con trampa allí en San Javier. Marme es un equipo con pocos niños pero que cuenta en sus filas con 3-4 jugadores de un nivel muy alto y que en un buen día te pueden hacer mucho daño.

Nuestros chicos salieron con un ritmo muy alto y con un gran primer cuarto de Benayas, Fran, Daniel, Pelluz y Andrés dejaron el partido más que sentenciado en los primeros 10 minutos del partido, terminando el cuarto con un +14 para nuestro equipo.

El segundo cuarto comenzó con nuestros chicos algo fríos, algunos de sus jugadores repetían cuarto y los nuestros salían desde el banquillo. Tras un tiempo muerto nuestro segundo batallón consiguió reconducir el cuarto marchando al descanso con un +23 en el marcador.

La segunda parte tuvo poca historia, ratos buenos, ratos regulares y un final malo provocado por la relajación al mirar el marcador, cosa que saben que no deben repetir ahora que vienen partidos a priori asequibles para nuestros chicos.

La noche no acabó ahí sino que tras el partido nuestros jugadores fueron a La Pizzería a celebrar su amigo invisible, un momento gracioso lleno de risas, donde los chicos pudieron hacer todas las payasadas y bromas que se les ocurrieron. Además fue un día especial para el equipo ya que se cantó el cumpleaños feliz a dos jugadores importantes para esta generación como son Fran Ferriz y Lorenzo Landeras que casualmente nacieron el mismo día, día 10 de enero de 2001. Espero que alguno de esos deseos al soplar las velas venga destinado a este equipo jijiji. La semana que viene más y mejor, seguimos hacia delante máquinas!!!


El Capitrans MB (cadete masculino) y el Cabaña Buenavista MB (infantil femenino) se hicieron con el primer puesto del III Torneo de Navidad CB Caravaca, mientras que el Loymaz MB (junior masculino) hubo de conformarse con la tercera posición. Paula Llinares fue nombrada MVP de su categoría, mientras que en los chicos, Germán Yepes fue segundo en triples e Iván Ríos tercero sobre un total de 20 participantes. Alberto Díaz y Martín Sánchez se quedaron en las semifinales del concurso two-ball. A destacar la buena organización del campeonato.

Las pupilas de Isma Martínez tuvieron un plácido papel venciendo por 131-15 al Club Polideportivo La Roda, por 93-20 al CB Caravaca y por 117-8 nuevamente a La Roda.

Los cadetes empezaron con fuerza ante el equipo local (102-26), con más apuros derrotaron también a los granadinos del CB Baza (80-75), luego al CB Myrtia B (79-25) y al CB Costa Motril (69-56).

Por último, los juniors, que contaron con solo 7 jugadores, perdieron los dos partidos de la jornada inaugural contra CB Caravaca (66-52) y CB La Encarnación (63-56), lo que les dejó sin opciones para jugar la final. El sábado ganaron a CB Sierramar La Unión (80-48) dentro del grupo y el domingo repitieron lo mismo en la lucha por el tercer puesto (73-34).

En el blog http://cruzbaloncestocaravaca.blogspot.com.es/  se pueden ver todas las estadísticas y las fotos del torneo.

El equipo junior de Molina Basket tuvo que trabajar durante los 40 minutos para poder lograr la victoria ante la Selección Cadete Masculina por un resultado final de 67-59.

El partido comenzó frío, con el combinado regional por encima en el marcador. Ninguno de los dos equipos llegó a cometer las 4 faltas del bonus en los primeros diez minutos. El tanteo de 9-14 del primer cuarto, dio paso al 29-29 del descanso, con ambos conjuntos mucho más entonados en el segundo período.

La grada presentaba un buen aspecto, con los familiares de los seleccionados y también jugadores y entrenadores de Molina Basket. La Selección hizo bastante uso del juego exterior, tanto en contraataque como desde la línea de 6,75. Precisamente dos triples de Lloret sirvieron para cerrar el tercer cuarto y dar una ligera ventaja de 4 puntos a los de Xavi Sánchez Bernat (43-47).

Esa pequeña diferencia se ampliaría hasta el tope de +6, pero Molina Basket, basándose en el juego entre pivots, y en las apariciones puntuales de Francis Ibáñez o Iván Ríos desde el triple, invirtió el marcador para acabar ganando por 8 puntos. Los de Javi Piqueras, que vienen de ser terceros en el Torneo de Caravaca han aprovechado para rodarse de cara al choque liguero de dentro de menos de 15 días contra Basket Cartagena.

Por su parte, Jaime Cortón, jugador del cadete MB, vistió la camiseta grana y aportó intimidación y un par de canastas desde media distancia, especialmente en la primera parte.

FOTOS DEL PARTIDO

El jugador del Capitrans Molina Basket, Jaime Cortón, formará parte de la expedición murciana que viaje hasta Valladolid del 3 al 6 de Enero para disputar el Campeonato de España Cadete de Selecciones Autonómicas.

La evolución de Jaime en los últimos años le ha valido para pasar el último corte de Xavi Sánchez, seleccionador regional, y entrar así en la lista de 12 convocados. Junto a él, hay 5 jugadores del UCAM Murcia, 3 del CB Myrtia y 3 de Marme.

La Región de Murcia se medirá a Principado de Asturias (día 3), a Melilla (día 4) y a Castilla La Mancha (día 5) en la primera fase.

Desde aquí le deseamos mucha suerte a Jaime por Valladolid y que pueda demostrar lo que vale, que es mucho!!

Bar Julio MB logró vencer el pasado sábado a Superdumbo Maristas Murcia por 40-67. Buena reacción pues la que tuvo el equipo preinfantil de Molina Basket tras perder la semana pasada su primer partido de la temporada frente al Basket Cartagena por un ajustado 48-50.

Desde el primer minuto los molinenses impusieron su ritmo de juego y se marcharon en el marcador.

La concentración e intensidad se mantuvo durante más tiempo y el juego comenzó a ser más vistoso. Se puede decir que poco a poco los Gonzalos, Pablos y cia van consiguiendo sus objetivos.

Al equipo preinfantil le espera un duro rival a la vuelta de vacaciones, el C.B Santomera, invicto hasta ahora en la competición.

El Linde MB se estrena

16 Dic 2014 Escrito por

El Sábado 13 de Diciembre se disputaba la primera jornada de concentración del grupo A en San Javier, que enfrentaba a Fuente Álamo y a nuestro Molina Basket. Ambos equipos llegaban con 2 derrotas y 0 victorias, y finalmente la primera victoria se la llevaron los de Molina.

Desde el inicio de partidos los chicos de Adrián Cortés dieron señales de como habían planteado el partido, defensa fuerte y velocidad en ataque, dando lugar a terminar el primer sexto con 5-13.
En el segundo sexto los visitantes seguían apretando el acelerador, acabando el mismo con 7-23.
El tercero fue algo más igualado 13-29, llegando así al ecuador del partido.
El cuarto sexto fue momento de relajación por parte de los molinenses debido a la diferencia en el marcado y al cansancio acumulado, pero que supieron al final mantener, 18-33.
Y en el último sexto el partido estaba casi decidido, aunque los “azules” querían más, llegando a la última posesión del encuentro y donde Jorge Vázquez quiso hacer una de las suyas volviendo a meter un triple (desde 6,25) sobre la bocina, demostrando que lo del partido anterior no fue suerte y cerrando el marcador con 33-57.

Esta victoria les dará fuerzas para afrontar el siguiente y duro partido contra Marme.

¡Enhorabuena chicos, esta es la actitud y el camino chicos, a seguir así!

 

El Urb. La Alcayna MB retoma el camino del triunfo

Hay victorias mucho más difíciles de lo que parecen, mucho más importantes de lo que se puede valorar a primera vista. La del Urb. La Alcayna MB contra AD Infante por 61-47 en el Pabellón Serrerías es una de ellas.

Tras cuatro derrotas consecutivas en el campeonato, diferentes ausencias por distintos motivos y unas semanas complicadas tanto dentro como fuera de la cancha, la cita ante AD Infante suponía para el Junior’98 de Molina Basket algo más que un partido. Y se superaron muchos de los retos que tenía el equipo.

El duelo se ganó con más esfuerzo que brillantez. El Urb. La Alcayna MB se impuso en todos los parciales, aunque con diferencias muy ajustadas (16-12, 10-7, 18-15 y 17-15). Molina Basket siempre fue por delante en el marcador. Desde el primer hasta el último minuto. Sin embargo, la ventaja nunca se amplió demasiado, siendo los catorce puntos del 61-47 final la mayor brecha que abrieron los molinenses.

Más allá del baloncesto, el grupo fue más que la suma de las individualidades. Algo más. Unos corregidos y  otros redimidos, los jugadores funcionaron sensiblemente mejor que en las citas anteriores. Más solidaridad. Más intensidad. Más concentración. Más valentía, incluso. Un poco más de cada cosa. Suficiente para dar un paso hacia adelante. Y hacia arriba.

A veces el “yo” sigue por encima del “nosotros”, pero son cosas de los equipos en procesos de construcción. De reconstrucción. Ese proceso de asimilar que el equipo defiende si yo defiendo, ataca si yo ataco, falla si yo fallo, se anima si yo lo animo. Y si el equipo gana, gano yo. Y todos mis compañeros. El equipo.

Por todo ello, el encuentro ante AD Infante debe suponer algo más valioso que un triunfo más en la clasificación del campeonato. Un paso hacia adelante y hacia arriba de todos. Al mismo tiempo.

El Urb. La Alcayna MB venció por 61-47 a AD Infante en un partido muy disputado. Ojalá el equipo Junior’98 de Molina Basket haya ganado mucho más.

 

El Cadete’00 no culmina su remontada ante Estudiantes

La Pizzería MB cayó ante Estudiantes de Cartagena por 46-54 en El Romeral. El Cadete’00 de Molina Basket estuvo a punto de protagonizar una colosal remontada en el último cuarto, pero la reacción llegó demasiado tarde y faltó tiempo para completar la hazaña.

El conjunto de Cartagena comenzó más entonado el duelo y pronto tomó la iniciativa en el marcador (0-6). Molina Basket respondió rápidamente, empatando el encuentro a mitad del primer cuarto. A pesar de la igualdad, La Pizzería MB nunca consiguió tomar la delantera en el marcador.

El segundo cuarto comenzó con 14-18 para los visitantes.

Entonces el equipo molinense se fue diluyendo en defensa. Estudiantes encontró muchas facilidades para atacar la zona y dominar el rebote en ambos tableros. El desconcierto era creciente en el juego del Cadete’00 de Molina Basket, que era incapaz de recuperar el rumbo en el partido. Con una sola canasta en juego en este cuarto para La Pizzería MB, la ventaja para los cartageneros se ampliaba. Lo peor es que el banquillo molinense transmitía señales de abatimiento prematuro ante la adversidad.

Así se llegó al descanso con 18-34 y, lo más preocupante, con la sensación de que Molina Basket no estaba en condiciones de competir por la victoria.

Pero todo cambió en la reanudación.

La Pizzería MB recuperó el orden defensivo y atacó con más ímpetu. El esfuerzo inicial no se vio recompensado y, gracias al acierto de los jugadores de Estudiantes, la diferencia se fue hasta los veinte puntos (22-42).

Pero el escenario era distinto. Los cadetes de Molina Basket mantuvieron la tensión y la concentración, logrando un parcial de 0-7 y haciendo que el rival jugase mucho más incómodo.

A final del tercer cuarto, Molina Basket controlaba el partido y recortaba puntos paulatinamente. Entonces, dos triples consecutivos de Estudiantes ampliaron la brecha de nuevo hasta casi veinte puntos (31-50).

Como había sucedido en partidos anteriores, cuando peor estaba el partido para los cadetes molinenses, mejor fue su actitud.

Con una desventaja de veinte puntos en el marcador, el Cadete’00 de Molina Basket dio una exhibición de fe y pundonor. Una sobresaliente actitud defensiva propició que Estudiantes de Cartagena estuviese nueve minutos sin anotar. En ese período, la intensidad de La Pizzería MB permitió acelerar el ritmo del partido hasta sumirlo en una vorágine de precipitación y descontrol: es cierto que Molina Basket perdió muchos balones en transición y realizó tiros precipitados, pero gracias a ese ritmo frenético los molinenses se habían adueñado del duelo.

La distancia se redujo hasta los seis puntos a falta de menos de dos minutos (44-50) y la remontada parecía inevitable. No obstante, el frenesí del cuarto período se volvió contra Molina Basket en el tramo final, errando canastas sencillas por exceso de intensidad.

Estudiantes aprovechó dos errores de La Pizzería MB para anotar en sendas bandejas tras robo y sentenciar el choque (46-54).

El resultado final no empaña la espléndida segunda mitad de un equipo capaz de cualquier cosa cuando juega unido.

Partido de la tercera jornada, que se jugaba en el pabellón M. Induráin de Ceutí, el pasado domingo a las 10.00. 

Nuestro equípo venía de perder por k.o. contra Vistarreal, en un mal partido, y se esperaba que el trabajo de la semana diera sus resultados, sobre todo en defensa donde se falló mucho en el anterior partido, por lo que nuestros jugadores salieron mentalizados en que había que defender bastante más.
 
Muy buena actitud desde un primer momento con una muy buena defensa, y un juego en ataque de equipo que hacía que la diferencia empezase a considerable. Dos direcciones de equipo por parte de Jesús G. y de Alex A. muy bien acompañada en todo momento por sus compañeros en general, pero hacer mención al excelente trabajo en defensa de Alex Gomariz. y Alex Gonzalez.
 
Regreso al equipo de Alvaro Corrales que hizo un excelente partido tanto en defensa como en ataque en su primer partido, volviendo a recordarnos al magnífico jugador que lleva dentro, otra magnífica actuación de los benjamintes Alex A. y Javi así como , Bruno, Jastin, Aimar, Raúl y Luis que cada día van demostrando el trabajo de cada semana. Al final una victoria muy trabajada por 34-75.
 
Anotadores:
ALVARO CORRALES  15 P.
JESUS GALVEZ          20 P.
RAUL                           6 P.
AIMAR                         4 P.
ALEX GONZ.                6 P.
ALEX GOMA.               2 P.
JASTIN                        4 P.
BRUNO                        6 P.
ALEX ABRIL                4 P.
LUIS                            2 P.
JAVI                            6 P.

El Junior’98 de Molina Basket se impuso 66-63 a AD Infante’97 en un partido amistoso jugado en el Pabellón Antonio Peñalver. El choque, que se disputó aprovechando el parón liguero del pasado fin de semana, fue vistoso y emocionante: los molinenses dominaron el marcador desde el inicio gozando de ventajas de veinte puntos, pero una espectacular reacción de AD Infante en el último cuarto hizo que la victoria se decidiese en los instantes finales.

AD Infante’97, que milita en el Grupo A de la categoría, se presentó al amistoso con muchas bajas. Seis días antes, el equipo entrenado por Juanjo Polo se había medido con sólo ocho jugadores disponibles ante el Junior’97 de Molina Basket en partido oficial; a pesar de caer derrotado 89-76 en Serrerías, el conjunto murciano ofreció una excelente imagen. En el Peñalver, acusó además las ausencias de dos de sus titulares, por lo que apenas tuvo rotación.

Por su parte, el Urb. La Alcayna MB afrontaba este choque en un momento delicado. El junior de Molina Basket había acumulado cuatro derrotas consecutivas en el campeonato, la última de ellas en la cancha del UBA Archena por 58-50. Por ello, el partido ante AD Infante’97 suponía para los molinenses una prueba exigente en muchos sentidos.

El Urb. La Alcayna MB sorprendió a AD Infante’97 desde el inicio. Una excelente concentración defensiva permitía recuperar muchos balones y anotar en contraataque. Además, en estático encontraba soluciones para anotar desde fuera y desde dentro de la zona, a pesar de la superioridad física del rival.

Ángel Buitrago y David Gómez lideraron a Molina Basket. Pronto se abrió una brecha de más de diez puntos, cerrando el primer cuarto 18-6.

En el segundo período, AD Infante atacó con más precisión y encontró vías para aprovechar su potencial físico; aunque desde el exterior no estaban muy acertados, lograron anotar cerca del aro con penetraciones y rebotes ofensivos.

Molina Basket contrarrestó este juego de manera notable. La solidez del equipo hacía posible atacar con rapidez. La dirección de Jorge Romero y la excelente labor defensiva de Pedro Mateo, Luis Molina y Juan Carlos Murcia cerca de la zona facilitaron muchas canastas en transiciones. Así, Paco Ruiz y Sarabia ampliaron la ventaja hasta cerca de los veinte puntos.

El partido se igualaba, pero el marcador seguía reflejando una cómoda ventaja para el Junior’98 de Molina Basket al descanso (34-19).

El duelo cambió en el tercer cuarto. A pesar de tener pocos jugadores, AD Infante’97 se hizo con el control del juego y el conjunto de Juanjo Polo impuso el ritmo. No sólo anotaba con mayor facilidad, sino que incluso lograba sorprender al contraataque a Molina Basket.

La lucha bajo los tableros de Juan Carlos Murcia y Luis Molina daba aire al Urb. La Alcayna MB que dejó de lanzar contraataques. En estático, resultó clave la aportación de Pablo Fernández y Kiko Gálvez para mantener la delantera en el marcador.

A mitad del tercer cuarto, se produjo uno de los momentos más esperados de la temporada: el debut de Dimitryi con la camiseta de Molina Basket.

El jugador ucraniano que entrena con el Junior’98 desde septiembre disputó su primer partido con el equipo. En apenas diez minutos, Dimitryi sumó cuatro puntos que, dado el apretado final, resultarían decisivos para la victoria.

Con 47-33 para los molinenses comenzó el último cuarto. Lo que sucedió en el tramo final fue una demostración de calidad y orgullo por parte de AD Infante’97 que puso a prueba la entereza como equipo del Junior’98 de Molina Basket.

AD Infante’97, que no había convertido ningún lanzamiento exterior en todo el encuentro, anotó seis triples en los minutos finales. Además, cargó el rebote ofensivo con fe y determinación, consiguiendo 30 puntos en el último período.

El Urb. La Alcayna MB ya había cedido la iniciativa en el partido en el cuarto anterior; ahora se veía sorprendido por el potencial de un rival que, aunque había despertado tarde, estaba dispuesto a competir la victoria.

Con la remontada en ciernes, el partido entró igualado en la recta final. AD Infante dispuso incluso de opciones para tomar la delantera en el marcador, pero una canasta de Pablo Serrano y otra de Ángel Buitrago en el último minuto situaron el 66-63 en el marcador.

Los murcianos tuvieron en su mano una posesión decisiva para empatar el choque. Sin embargo, no acertaron a convertirla y el triunfo se quedó en Molina.

El encuentro, aunque amistoso, resultó emocionante para el público y muy competido por ambos conjuntos. El Urb. La Alcayna MB demostró de nuevo que cuando funciona como un bloque ofrece un nivel sobresaliente; si los jugadores dan continuidad a su trabajo como equipo, podrán competir por cualquier victoria.

La Pizzería MB logró su segundo triunfo de la temporada al imponerse 78-53 al CB El Palmar. El encuentro disputado en El Romeral fue dominado desde el principio por los cadetes de Molina Basket: tomaron la iniciativa en el primer minuto de juego y no la abandonaron hasta el final. No obstante, el choque fue competido hasta el tercer cuarto: fue en el cuarto período cuando La Pizzería MB consiguió abrir brecha en el marcador.
 
Para esta cita, Molina Basket contaba con la ausencia de Gorka Bueno, pero recuperaba a Pablo López y Adrián Martínez tras sus ausencias en la jornada anterior.
El equipo de Molina comenzó muy bien en defensa. El trabajo de Fulgencio López y Jota Meseguer en la línea exterior hizo que los visitantes tuviesen muchos problemas para encontrar buenas posiciones de tiro. Así, el conjunto rival tardó más de cinco minutos en anotar su primera canasta en juego. En ataque, el acierto de Pablo Malia y Eduardo Rodríguez de la Vega permitió a La Pizzería distanciarse (10-1). Tras un tiempo muerto solicitado por el CB El Palmar, el partido se volvió mucho más igualado. El primer cuarto concluyó 17-11.
 
En el segundo período, Molina Basket arrancó con dudas en ataque y falta de tensión en defensa. Cuando el conjunto de El Palmar se aproximó en el marcador (19-16), los molinenses reaccionaron gracias al impulso Ángel Villaescusa y Jaime García; entre los dos anotaron diez puntos consecutivos para restaurar una ventaja de diez puntos.
Con todo a favor, La Pizzería MB volvió a relajarse en defensa y permitió que el CB El Palmar penetrase con facilidad en su zona. La distancia entre ambos equipos comenzó a oscilar entre seis y once puntos hasta el descanso, al que se llegó con 35-27.
 
En el tercer cuarto, los visitantes salieron más concentrados, mientras que a los cadetes de Molina Basket les costó retomar su mejor ritmo. El marcador volvió a apretarse (35-31) y entonces La Pizzería MB volvió a despertar. De la mano de Jorge Cruz, el equipo aumentó la velocidad de su juego, mientras que Pablo Malia pasó a dominar la zona.
 
En ataque, Adrián Martínez y Adrián Barroso complementaron el trabajo de sus compañeros sumando puntos fundamentales; en defensa, la aportación de Javier Martínez, Pablo López y Álvaro Gómariz dio solidez al equipo en el tramo decisivo entre el final del tercer período y el inicio del último cuarto, que empezó con 53-39 en el marcador.
El CB El Palmar no tiró la toalla y a falta de ocho minutos para la conclusión situó la diferencia de nuevo en diez puntos (53-43). Sin embargo, el partido ya estaba de cara para los molinenses. La concentración defensiva permitía recuperar balones y salir en rápidas transiciones. Así, Molina Basket doblegó claramente a su rival en la segunda mitad del último cuarto y la ruptura fue definitiva.
 
En el tramo final, Pablo Malia y Jorge Cruz volvieron a liderar al equipo en ataque, anotando finalmente 38 puntos entre ambos. Una canasta de Fulgencio López estableció el 78-53 definitivo.
 
La victoria, segunda de la temporada, ayuda a recuperar el rumbo perdido en Yecla la semana anterior y permite afrontar con mayor optimismo las próximas citas ante rivales muy exigentes.